Sign in

PIE CAVO Y PIE PLANO

La configuración morfológica de la planta del pie ha sido descrita por Snell (1,2) como medio domo o bóveda que al poner ambos pies juntos forma una semi esfera. Veremos que los cambios más frecuentes en el tipo de pie (reflejado en la huella plantar) están en relación directa con esta media bóveda también llamada arco plantar longitudinal. Este arco se desarrolla conforme se produce el desarrollo infantil y es esperable que este sea bajo durante la primera infancia , mostrando una huella plantar con apoyo casi cuadrangular. En el adulto el mismo se da como se describe a continuación: talón borde externo del pie y cabezas metatarsales.(3)

La altura del arco plantar modifica los puntos de apoyo del pie, áreas de apoyo plantar y con ello el patrón de distribución de presiones. Estas diferencias morfológicas hacen que las presiones plantares se ubiquen en distintas áreas de la planta del pie tanto durante la caminata, al correr o estando parado.

El pie cavo

Se caracteriza por presentar un arco longitudinal interno alto, el apoyo se basa exclusivamente en dos únicos puntos (dependiendo de su severidad): la zona metatarsal (debajo de los dedos) y la zona del talón, esto hace qué quienes presentan este tipo de pie puedan padecer dolor o inestabilidad en la marcha (4,5).

Presiones plantares

El análisis de la presión plantar nos permite determinar el patron de distribución y las las magnitudes de la misma, pudiendo cuantificar la intensidad a las que están sometidas diferentes zonas anatómicas del pie.

Esto es fundamental ya que la distribución de estas presiones a lo largo del pie y la progresión del punto de aplicación del esfuerzo durante el paso son factores que determinan la aparición de lesiones y dolores. (6)

Qué se puede observar

  1. Activación poca o nula en la región media y en los dedos
  2. Puntos de apoyo elevados entre el talón y metatarsos debido a una bóveda muy pronunciada.
  3. Distribución cruzada de las presiones máximas. Antepié izquierdo, retropié derecho .
  4. En el pie izquierdo con dominancia del apoyo del 5
    metatarso.
  5. En el pie derecho con dominancia de apoyo del talón

¿Cuáles son las principales dolencias del pie cavo?

  • Inestabilidad y frecuentemente relacionado con patologías cómo los esguinces de tobillo y lesiones de las estructuras laterales de la rodilla.
  • Dolor en la musculatura de la zona plantar del pie, dolor en la almohadilla plantar de la zona delantera de pie debida a excesiva carga en la zona delantera de apoyo, pudiendo generar patologías inflamatorias.
  • Dolor en el dorso del pie y en los dedos
  • Formación de hiperqueratosis y helomas plantares (callosidades) causados por un exceso de presión, y por la disminución de la superficie de contacto .
  • Fascitis plantar y espolón calcaneo.
  • Dolor Lumbar(5,7)

Pie plano

El pie plano se caracteriza por el aplanamiento del arco longitudinal interno, y su severidad también varia de acuerdo al desmoronamiento óseo que puede existir a dicho nivel (5)

Presiones plantares

Qué se puede observar

  1. Activación plena de sensores en la región del medio pie y los dedos debido a una bóveda vencida.
  2. Presiones elevadas en región de retropié en comparación con región metatarsal.
  3. Distribución anteroposterior normal
  4. Distribución de cargas equitativa entre ambos pies.

¿Cuáles son las principales dolencias del pie plano?

  • Dolor en la región media del pie o talón
  • Dolor en la musculatura de la zona interna de la pierna: debido a que el pie cae hacia dentro y aparece el dolor.
  • Dolor lumbar
  • Dolor o deformidad de la rodilla: Al caer el pie hacia dentro, saca a rodilla de su eje de trabajo.(5,7)

¿Qué podemos hacer?

La decisión de qué hacer con estos tipos de pisadas siempre tiene que provenir de un profesional de la salud capacitado para entender la situación del paciente de forma integral.

Uno de los tratamientos mas utilizados y efectivos a la hora de aliviar dolor o prevenir lesiones son las ortesis plantares personalizadas de acuerdo al análisis de la pisada del paciente e indicada por su médico traumatólogo u ortesista.

El objetivo de incorporar una ortesis plantar como parte del tratamiento es al ampliar la superficie de apoyo, reducir las presiones provocadas reduciendo así el dolor y el riesgo de lesiones.

Dependiendo de la actividad que realiza el paciente en su vida diaria, la edad y su estado de salud se realizará una plantilla acorde a la necesidad.

Bibliografía

  1. Snell, R. Anatomía Clínica Para Estudiantes de Medicina. 6a ed. McGraw-Hill/Interamericana, 2002.
  2. Kapandji, I. A. Fisiología Articular. Tomo 2. 6a ed. Madrid, Médica Panamericana, 2010.
  3. Laclériga Giménez AF, Cara del RosalJA. Estudio comparativo deparámetros morfológicos, radiológicos y de la huella plantar, en el pieno patológico. Rev Pie Tobillo. 1990;4(2):5–10.doi:(sin asignar)
  4. Viladot R, Viladot A. Pie plano. En: Viladot R, Viladot A. 20 leccione ssobre la patología del pie. 1ªed. Barcelona: Ediciones Mayo SA; 2009.p. 49–67.
  5. Razeghi, M. & Batt, M. E. Foot type classification: a critical review ofcurrent methods. Gait Posture, 15(3):282–91, 2002.
  6. Segal A, Rohr E, Orendurff M. The effect of walking speed on peak plantar pressure. Foot Ankle Int. 2004;25:926–33.
  7. Curto Gamallo JM, González Casanova JC, Rodríguez Altónaga JR. Pie cavo del adulto. Rev Pie Tobillo. 2007;21(supl1):26–34.doi:(sinasignar)
  8. Raikin SM, Winters BS, Daniel JN. The RAM classification: a novel,systematic approach to the adult-acquired flatfoot. Foot Ankle Clin.2012;17:169–181